Dependencia

La dependencia es la situación permanente en la que se encuentran las personas que por diversas causas (edad, enfermedad, discapacidad, etc.) han perdido parte o toda su autonomía física, mental, intelectual o sensorial y necesitan de la ayuda de otra persona para realizar las actividades básicas de la vida diaria, o de otros apoyos para su autonomía personal.

La Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia define en su artículo 2.1 la autonomía, como "la capacidad de controlar, afrontar y tomar, por propia iniciativa, decisiones personales acerca de cómo vivir de acuerdo con las normas y preferencias propias así como de desarrollar las actividades básicas de la vida diaria".

No es lo mismo Dependencia que Discapacidad, ya que una persona puede tener discapacidad en diversos grados sin que necesariamente exista dependencia.

La dependencia se da cuando la persona tiene limitaciones en la actividad que requieren el apoyo imprescindible de otra u otras personas para realizar, de forma adecuada, las tareas más elementales, como el cuidado personal, las actividades domésticas básicas, la movilidad esencial, reconocer personas y objetos, orientarse, entender y ejecutar órdenes o tareas sencillas.

la Ley para la Promoción de la Autonomía Personal y Atención a la Dependencia señala las Actividades Básicas de la Vida Diaria como aquellas que permiten a la persona desenvolverse con un mínimo de autonomía e independencia, tales como: el cuidado personal, las actividades domésticas básicas, la movilidad esencial, reconocer personas y objetos, orientarse, entender y ejecutar órdenes o tareas sencillas.

Podemos distinguir dos tipos de cuidados:

Los cuidados no profesionales, que son los prestados a las personas en situación de dependencia en su domicilio, por personas de la familia o de su entorno, y los cuidados profesionales que son los que presta una institución pública o entidad, con o sin ánimo de lucro, o profesional autónomo entre cuyas finalidades se encuentre la prestación de servicios a personas en situación de dependencia, ya sean en su hogar o en un centro.

AFACAR atiende a personas en situación de Dependencia tanto de forma domiciliaria a través de su servicio de Ayuda a Domicilio como en talleres de estimulación cognitiva y terapia de memoria, con financiación de subvenciones tanto públicas como privadas, recaudaciones de fondos y colaboración de asociados, pues al ser entidad sin fin lucrativo no dispone de medios propios para la financiación de estos servicios.

Close